Jugar y divertirse al aire libre: importancia de estar activos e hidratarse correctamente

Los días de colegio de este curso ya han terminado, pero eso no significa que tus hijos se tengan que quedar en casa descansando. Más bien todo lo contrario. Los equipos de Scolarest sabemos lo importante que es jugar y divertirse al aire libre para su desarrollo. Por eso queremos animarte a transmitirles la importancia de estar activos durante esta época para que sigan creciendo y desarrollándose saludablemente. 

Con una vida activa y una buena hidratación, tus pequeños estarán perfectamente preparados para conseguirlo.

Combatiendo el calor de forma divertida

A lo largo del año, todos los miembros del equipo Scolarest trabajamos diariamente por la felicidad de tu familia. Buscamos que, tanto cuando estén en el cole como cuando estén en casa, conozcan los beneficios de alimentarse de manera saludable, pero también de jugar, divertirse y practicar deporte. Contribuye a su desarrollo físico y mental, les mantiene sanos y, además, es una oportunidad de establecer relaciones con otros niños. 

Pero el deporte y la actividad no es solo salud física, también es salud mental: el ejercicio les ayuda a tener más confianza en sí mismos, desarrollar sus dotes comunicativas o, incluso, puede ayudarles a superar alguna enfermedad. Para poder aprovecharse de sus múltiples beneficios, la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda en niños y niñas de entre 5 y 17 años realizar, al menos, una hora de ejercicio moderado al día. 

Para los más pequeños, los deportes más adecuados son los aeróbicos, ya que les ayudan a desarrollar elementos como la coordinación, el equilibrio o la elasticidad. Cuando se hacen más mayores, a partir de los 7 años, ya están preparados para enfrentarse a nuevos retos. En esta nueva etapa los deportes de equipo y de competición pueden suponer un gran estímulo para su crecimiento y, además, interiorizarán valores fundamentales para su vida como el esfuerzo, la disciplina y la competitividad. 

En definitiva, estar más activos tiene efectos positivos para su salud, y más en los meses de verano. Eso sí, el calor puede suponer un riesgo importante si no se trata de manera adecuada. Para ello, beber mucha agua se convertirá en su mejor aliado.

Beber mucha agua, la mejor arma para combatir el calor

Con las altas temperaturas y una mayor actividad física, el riesgo de deshidratación y sufrir un golpe de calor aumenta considerablemente. ¿Qué mejor forma de combatirlo que bebiendo mucha agua? En nuestra mano estará que los pequeños de la casa estén hidratados en todo momento.

Asegúrate de que beban de manera periódica cada vez que hacen deporte o salen a la calle a jugar. No olvides que existen otras formas de refrescarse: muchas frutas y verduras son ricas en agua. Frutas como la sandía, las fresas o el pomelo contienen más de un 90%; por lo que su consumo es más que recomendable en estas fechas.

Verano y Scolarest

Los equipos de Scolarest sabemos la importancia de llevar una vida activa y de hidratarse correctamente durante todo el año y, sobre todo, durante estos meses de verano. Por eso queremos que animes a tus hijos a salir a la calle, a jugar y a divertirse, pero sin olvidarse de beber mucha agua y comer mucha fruta. Así cuidarán su cuerpo al mismo tiempo que disfrutan de sus merecidas vacaciones. 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.